Scroll to top

Cuando te sientas frente al volante por primera vez, la curiosidad, la expectación y las ganas se entremezclan con el nerviosismo, y al final, la primera clase práctica al volante acaba siendo un poco desastre. Pero tranquilo, no te desanimes y, sobre todo, no cojas miedo al coche. En el artículo de hoy recopilamos algunos fallos comunes en tus primeras prácticas de conducir, para que veas que lo que te pasa a ti, nos ha pasado a muchos, pero que después esos errores se superan. Esperamos que te sean de utilidad.

Al conducir lo primero que debes hacer es mantener la calma: respira, regula el asiento, los espejos, ponte el cinturón y sigue los consejos del profesor de la autoescuela.

Recuerda que los retrovisores no son un adorno, son una prolongación de nuestros ojos que nos dan una visión más completa del entorno que nos rodea y que debemos mirar por ellos, antes de realizar cualquier maniobra; sin embargo, en las primeras clases se nos olvidan que están y hasta que nos acostumbramos a mirar por ellos, nos suele costar un poco.

Una de las cosas que se nos suelen olvidar al principio es señalizar mal o no señalizar las maniobras. Recuerda que tanto para girar, como para cambiar de carril o aparcar, debemos siempre indicarlas con los intermitentes, antes de hacerlas, no cuando estemos en plena maniobra. Al principio es normal que se nos olvide y es también es frecuente que las indiquemos con el intermitente cambiado. Eso pasa, pero creernos, que se corrige con la práctica.

Otro fallo es no ver las señales en las primeras clases de conducir. Aunque tengamos una vista de lince y las conozcamos de sobra, solemos estar tan concentrados en no salirnos de la carretera o de no chocarnos con otro vehículo, que no somos capaces de verlas. Cuando cojas confianza en el manejo del coche, se te harán más visibles las señales.

Otra cosa que nos suele pasar es dar volantazos bruscos en las curvas, al girar, al cambiar de carril o intentando evitar un bache en la carretera. Al no estar acostumbrado las primeras maniobras no suelen ser nada suaves, la verdad.

Mucha paciencia y atención y ya verás como llegarás a ser un buen conductor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

De acuerdo con lo establecido por REGLAMENTO (UE) 2016/679 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO de 27 de abril de 2016, relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, le informamos que sus datos están incorporados en un fichero del que es titular AUTOESCUELA PITLANE con la finalidad de procesar su comentario, así como enviarle posibles comunicaciones comerciales sobre nuestros permisos de conducir.
Asimismo, le informamos de la posibilidad de ejercer los derechos de acceso, rectificación, cancelación, oposición, supresión, limitación y portabilidad de sus datos en el domicilio fiscal de AUTOESCUELA PIT LANE sito en C/ Charcón, 14. 28013 El Boalo - Madrid.
Si usted no desea recibir nuestra información, póngase en contacto con nosotros enviando un correo electrónico a la siguiente dirección: marialara@autoescuelapitlane.com.